Páginas

06 abril 2011

Okavango, el río que no consiguió llegar al mar

(Delta del Okavango en el Google Maps)
El Okavango es un río africano de unos 1.700 km de longitud que recorre tres países del sur de África. Nace en Angola y enseguida coge dirección sureste para atravesar una pequeña franja de Namibia y finalmente entrar en Botsuana, donde llega a su fin.
Ante los grandes ríos de nuestro planeta (Amazonas, Nilo, Misisipi, Yangtsé, Amarillo…) famosos por su longitud o por su caudal, o por ambas cosas, el río Okavango pasaría totalmente desapercibido. Sin embargo, tiene una característica especial, muy especial que le hace ser diferente y que le hace destacar.
Y es que se trata de un río que se metió en un callejón sin salida y que no fue capaz de llegar al mar, que tampoco encontró otro río al que aportarle sus aguas y que tampoco contribuye a mantener las aguas de un lago. 
 (Meandros del río Okavango, foto: Wikipedia)
El Okavango es un río que desemboca… en medio de un desierto. Sí, has leído bien, desemboca en el desierto del Kalahari. Allí, al final de la estación lluviosa (de octubre a abril), sus aguas se detienen, inundando una extensa llanura conocida con el nombre de Delta del Okavango. Cuando regresa la estación seca (mayo a septiembre), el agua va desapareciendo, en parte filtrada en el subsuelo, en parte evaporada y los únicos restos que quedan del río son los sedimentos que ha depositado.
La época de crecida del río es aprovechada por los animales, que acuden en busca de abundante agua y de pastos frescos (los herbívoros) y de agua abundante y de carne fresca (los carnívoros). En su delta se pueden ver durante la época de lluvias leones, leopardos, guepardos, licaones, elefantes, antílopes, rinocerontes, cebras, gacelas, búfalos… es decir, prácticamente todos los animales más emblemáticos de África. Por cierto, los leones del Delta del Okavango tienen una característica especial que no tiene el resto de leones, pero te dejo a ti que encuentres qué es esa cosa que les distingue.
 (Elefantes en el delta, foto: Wikipedia)
Bueno, ahora ya sabes, si quieres ir de cacería… fotográfica, puedes pasarte por una agencia de viajes y reservar tu plaza. Eso sí, que no se te olvide que para disfrutar del magnífico espectáculo animal debes ir al final de la época de lluvias, no te confundas o puede que cuando llegues sólo encuentres arena y piedras.

Y recuerda que todo ese espectáculo se lo deberás al Okavango, el río que no consiguió llegar al mar.

8 comentarios:

  1. Increíble la historia de este rio!
    Gracias por compartirla.

    ResponderEliminar
  2. De nada, Pilar. Estamos estudiando los ríos y siempre pensamos que terminan en el mar, pero para (casi)todo hay excepciones.

    ResponderEliminar
  3. Alba Mei 5ºA4:42 p. m.

    Es muy interesante la historia de este río. Pero Nacho, nos podrías haber puesto la caraterística que tienen estos leones(me has quedado con la intriga). Pero bueno, la buscaré yo por mi cuenta...

    ResponderEliminar
  4. Estupendo, Alba, cuando lo encuentres espero que nos lo digas.

    ResponderEliminar
  5. Alba Mei 5ºA3:02 p. m.

    Nacho, ya he encontrado las características que tienen los leones del Okavango, es que, estos leones se han adaptado a nadar de forma habitual, porque es la única forma que tienen para desplazarse.

    ResponderEliminar
  6. Es muy interesante y el comentario que ha puesto Aba también es interesante.

    ResponderEliminar
  7. Estupendo, Alba, creo que has dado con la respuesta correcta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo5:33 p. m.

      Nacho, tu eres su profe o algo es que me lío
      Estoy en 1°C De secundaria gracias por la información

      Eliminar


1. Ten cuidado con la ORTOGRAFÍA.
2. REVISA el texto antes de publicar el comentario.
3. GRACIAS por tus comentarios.